Microrrelato

Reflejo

Un hombre entra al bosque. Al llegar a un río se detiene y se sienta en su orilla, sacando una hogaza de pan. Al rato, aproxima su rostro al río buscando saciar su sed. Con asombro ve en el reflejo del agua que su rostro ha cambiado. Mete la mano intentando borrar la imagen, sin embargo, la misma siempre vuelve. Ya no es ahora sino un anciano de mirada triste. Desesperado corre siguiendo el cauce del río, buscando su origen. Al llegar a la vertiente, agitado y sin aire, tropieza y cae al agua.

Un niño sale del bosque.

 

Microrrelato publicado originalmente en Revista Axxón #242

Anuncios

Boca quimera

En el bosque de los símbolos me encontré con tu boca. Allí, bajo su sombra de infinito sopor, dormí una siesta que casi me aniquila. Desperté ciego y con el sabor amargo e inconfundible de tus letras muertas infectando mi boca, aquel que otrora cayera de tus labios como savia primigenia. Nunca olvidé su sabor.

Tanteé el suelo, en busca del sendero, buscando escapar. Pero cuando finalmente lo hallé, dudé de mi camino; pues temí perderme, temí tu silencio.

Resolví quedarme. Esperar tu regreso. Custodiar tus palabras y tu boca quimera.

Que ahora son mías, como tuya mi libertad.